fbpx

Herencias: todo lo que te conviene saber sobre ellas

herencias

Tramitar una herencia en Oviedo puede llegar a convertirse en un proceso muy complejo. Los impuestos que hay que pagar, la normativa que regula las herencias, los gastos añadidos, los posibles conflictos con otros herederos… Son muchos los contratiempos que pueden surgir.

¿Cómo se desarrollan las herencias?

Todo comienza con la lectura del testamento. Lo normal es que el fallecido lo haya dejado por escrito ante notario. Esto permite planificar la herencia, ya que sirve para indicar quiénes son los herederos y cómo se repartirán los bienes entre ellos.

Sin embargo, también es posible que no exista testamento, algo que sin duda puede complicar las cosas. En estos casos, hay que realizar la declaración de herederos, que consiste en citar a los herederos legítimos, establecidos por la legislación autonómica. Cada región tiene unas normas, pero de forma general los legitimarios son, en este orden de preferencia:

  • Los hijos u otros descendientes.
  • Los padres u otros ascendientes.
  • El cónyuge, que recibe al menos el usufructo de un tercio de la herencia.
  • Los hermanos o sobrinos.

La legítima y el reparto de la herencia

El testamento permite repartir todos los bienes del caudal hereditario, siempre cumpliendo con los límites legales. En este sentido, el Código Civil divide en tres tercios los bienes de una herencia, y son los siguientes:

  • El tercio de legítima: los llamados herederos forzosos tienen derecho a un tercio, lo que se conoce como la legítima. Es obligatorio, salvo que se les desherede mediante alguno de los cauces legales, y se reparte a partes iguales.
  • El tercio de mejora: también va destinado a los herederos forzosos, pero en este caso según el deseo del testador, no a partes iguales.
  • El tercio de libre disposición: se asigna a quien se desee. Si no hay testamento, irá también a los herederos forzosos, aunque con el usufructo para el cónyuge, si existe.

¿Cómo hay que tramitar las herencias en Oviedo?

Los trámites que hay que realizar para heredar son los siguientes:

  1. Obtener el certificado de defunción.
  2. Solicitar el certificado de últimas voluntades y los contratos de seguros de vida.
  3. Comprobar si existe testamento y solicitar al notario una copia autorizada.
  4. Realizar el inventario de bienes y deudas. Esto paso es muy importante, ya que, para asegurarte de que no sales perjudicado, conviene que aceptes la herencia a beneficio de inventario. Así, cobrarás la diferencia, si es positiva. Si es negativa, podrás rechazar la herencia.
  5. Pago del impuesto de sucesiones, en el plazo de seis meses. Depende de las comunidades autónomas, y algunas establecen bonificaciones en la cuota.

El Impuesto de Sucesiones y la liquidación de las herencias

Es muy importante que tengas en cuenta que, para recibir la herencia, antes tienes que pagar el Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones. Esto significa que tienes que disponer de este dinero para poder recibir lo heredado. De lo contrario, tienes la opción de solicitar un aplazamiento, pagando intereses de demora, o recurrir a un préstamo bancario.

También hay que pagar el Impuesto Municipal sobre la Plusvalía de los Terrenos, en caso de existir inmuebles en la herencia.

Como has podido comprobar, recibir una herencia es un proceso complicado y con frecuencia conflictivo entre los herederos y respecto de los impuestos. Cuenta con los abogados de herencias en Oviedo de Sello Legal para agilizar los trámites.

Deja una Respuesta

¿Quieres que te asesoremos sin compromiso?
Contacta con nosotros